lunes, 30 de marzo de 2009

Viajes

Siempre he querido hacer dos viajes. Desconozco cuándo se gestó el deseo, porque algo debí de ver: una fotografía, quizá; un documental, una película. Ni siquiera conozco demasiado sobre esos dos países, a pesar de una amiga que vivió casi 30 años en uno de ellos y de un amigo que se enamoró de ella y me mandó una postal de los empalados de Vlad Tepes. A pesar, también, de mi último nick, que es una comida (sustantivo masculino) que no he probado jamás.

Transilvania. Los Cárpatos. Sibiu. Brasov. El castillo de Bram. Sighisoara. Un recorrido que tracé mentalmente hace años y que sólo está hecho de montañas, vampiros y leyendas.

El otro destino está hecho de colores. Unas pinceladas del rojo de un bosque de arces, ocres, amarillos y naranjas, los árboles vistos desde arriba. Tengo la imagen tan grabada en la memoria que me ocurre como con Harlem, años 30. Pienso que ya estuve. Que no me lo perdí.

Siempre había pensado que mi primer destino sería Europa y que viajaría sola. Un cuaderno, las cámaras de fotos, una libreta con la firma de William Shakespeare en la portada y los ojos bien abiertos y el entusiasmo infantil que me hace abrir la boca y excitarme en cada recodo.

Jamás pensé que iría a Canadá y jamás pensé que sería así. Acompaño a un tipo que siempre me ha gustado (porque nunca conozco a alguien hasta que no le leo, y le he leído mucho), pero del que pensé que no le conocería nunca y menos de este modo, planeando un viaje por correo electrónico sin habernos visto las caras y sin haberle escuchado la voz. Vamos a Ottawa, Quebec, Sainte-Marie among the Hurons, el Parque Nacional Algonquin, la Península de Gaspé y Terranova. Ha trazado una ruta compacta e improvisada, con plena libertad para hacer lo que queramos y sin más planes que los precisos, lo cual es maravilloso porque yo soy muy anárquica.

Me voy a Canadá.

La foto es mía, de las dos guías que tengo en casa.

17 comentaron:

Ulyanov dijo...

Qué curioso. Es el país que siempre escojo como refugio, donde me gustaría vivir si pudiera. O llegar a iniciar allí una nueva vida... Simplemente es algo parecido a mi país de los sueños.
Y los Cárpatos, ah.... sería genial recorrerlos. Me pregunto qué poesía podrá encontrarse por allí.
Un beso enorme!

FLaC dijo...

Realmente me das mucha envidia. Y no porque yo no vaya a viajar este año (que sí). Pero aunque viaje, siempre me dan envidia los viajes de los demás.
¿Cuánto tiempo vas a estar?
Jo, esos bosques casi polares...
Pásalo muy, muy, muy, muy bien!!!!!!

Random Harvest dijo...

¡Qué tía! Me voy a Canadá... Dios, me retumba la frase en la cabeza.

:D Pásalo genial y estate muyyyy tranquila.

María dijo...

Vuelvo a Cáceres después de un largo viaje. Soy de las que cuentan poco. No tengo el don de la palabra y las vivencias me sobrepasan,no me llegan a la garganta pero...¡me entran unas ganas de conocerte y echarme contigo un café!
Me encanta cómo escribes, lo que escribes y lo que sientes. Ojalá algún día, por casulidades de la vida, logremos conocernos.

un saludo

Fco. Gil dijo...

A mí también me sigues gustando (supongo que no se te habrá olvidado), y más aún cuando encadenas seis o siete entradas en un par de semanas: me gustas por sobre todas las cosas cuando te prodigas.

Besos.

Puntos de vista y ... nada más dijo...

Ve dejándonos tus fotos y tus escritos. Aunque deberías hacerlo en otro blog: en el de los viajes que sí hiciste.

Besos

à toa dijo...

Ya tienes los días, la ruta, las guías... pero, ¿qué pasa con ese pijama? : )

Palmiralis dijo...

Ahora es el momento en el que los demás te decimos: ¡qué cabrona! Y te envidiamos sanamente.... A por Camerún!!!

Ricardo Colomer dijo...

A pasarlo en grande preciosa y saca petroleo de la Canon ¿vale? Un besazo

Anónimo dijo...

Cómo me alegro¡¡¡¡¡¡¡¡ Ese diario de viaje va a echar humo, si señor¡¡¡¡¡ Mejor será que te lleves un portatil y vayas haciendonos un diario on line¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡ Un beso. No entendí tu mensaje Qúe finde vienes a Sevilla? Qué haces en Semana Santa? Yo casi seguro me vaya al pueblo, podríamos vernos algún día. Mª Carmen

Wagnerian dijo...

La madre que os parió...

Los viajes que no hice dijo...

Ulyanov, ¿ves? Con lo poco que se habla de Canadá y lo mucho que nos gusta a algunos... Un beso enorme también.

FLaC, estaremos 18 días, creo, que serán unos 16 en total... Y no tengas envidia, que tú has viajado mucho más que yo...

Random, me voy a Canadá: ¿te lo he dicho ya?

María, que sí, que las vivencias siempre pasan a la garganta... Eso sí: a Cáceres voy poco o nada últimamente...

Fco. Gil, no se me ha olvidado que te gusto, no. Creo que eres la única persona que me lo dice... Besos.

Puntos de vista, qué lindo eres.

À toa, el pijama... Ay, el pijama. ¿Dónde venden pijamas bonitos?

Palmiralis, Camerún, Camerún... Ay, qué ganas de moverme...

Ricardo, a ver si aprendo a usarla antes de irme...

Maricarmen, tú ya sabes que yo escribo en cualquier parte y que, por supuesto, me llevaré libreta y boli: que no todo va a ser hacer fotos. Voy el finde que toca Wilco, el último de mayo, creo. Voy a ver qué hago en Semana Santa, porque le dije a Jandro que a lo mejor me pasaba por Granada, pero no sé... Demasiadas pelas y tengo que ahorrar para mi viaje y además creo que tengo reunión de la ONG: supuse que te ibas al pueblo y había pensado en coger el bus a Azuaga e irme allí también un par de días. Ya te digo cuando me aclare...

Wagnerian, las noticias vuelan, por lo que veo... :)

Sintagma in Blue dijo...

No necesitas que alguien te lleve las maletas?

:-)

Sorrow dijo...

Qué emoción preparar un viaje!! Yo me voy mañana a Argentina, a patear, a milonguear, a chupar kilómetros de pampa, a compartir...

Ya contarás cuándo te vas :)

Un beso.

Los viajes que no hice dijo...

Sintagma, ¿a que dan ganas de ir?

Sorrow, lo mío, en septiembre. Y tú a Argentina ya... Ay, qué envidia, qué país... Qué Náufraga a la que tengo que ir a ver... Pásalo bien. Un beso. ¡Y cuéntamelo después!

alelo dijo...

Yo estuve una vez y cuando era joven en Canadá. Y decidí que cuando fuera mayor, si es que algún día lo llegaba a ser, volvería para vivir allí una temporada. Impactan sus tamaños, su orden, su naturaleza, su forma de vida... Te gustará.

Los viajes que no hice dijo...

Alelo, por favor, que cualquiera que te lea pensará que tienes 80 años...